Época: Décima Época
Registro: 2001918
Instancia: Tribunales Colegiados de Circuito
Tipo de Tesis: Aislada
Fuente: Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta
Libro XIII, Octubre de 2012, Tomo 4
Materia(s): Común, Penal, Común
Tesis: I.7o.P.7 P (10a.)
Página: 2532

EXTRANJERO. LA OMISIÓN DEL JUEZ DE INFORMAR DE SU DETENCIÓN A LA REPRESENTACIÓN DIPLOMÁTICA O CONSULAR DE SU PAÍS NO CONSTITUYE UN ACTO CONSUMADO DE FORMA IRREPARABLE, EN ATENCIÓN AL DERECHO DE DEFENSA DE AQUÉL, POR TANTO, AL SER UNA VIOLACIÓN AL PROCEDIMIENTO DEBE ORDENARSE SU REPOSICIÓN A PARTIR DE LA RATIFICACIÓN DE SU DETENCIÓN, NO OBSTANTE QUE SE LE HAYA DICTADO AUTO DE FORMAL PRISIÓN, DE MANERA QUE CONFORME AL CONTROL DE CONVENCIONALIDAD EX OFFICIO NO SE ACTUALIZA LA CAUSA DE IMPROCEDENCIA PREVISTA EN EL ARTÍCULO 73, FRACCIÓN X, DE LA LEY DE AMPARO.

En atención a la reforma al artículo 1o. de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos llevada a cabo mediante decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el diez de junio de dos mil once, vigente a partir del día siguiente, los Tribunales Colegiados de Circuito están obligados a velar no sólo por los derechos humanos contenidos en los instrumentos internacionales firmados por el Estado Mexicano, sino también por los previstos en la Constitución Federal, adoptando la interpretación más favorable al derecho humano de que se trate, lo que se entiende en la doctrina como el principio pro persona. En ese sentido, aun cuando la omisión del Ministerio Público de comunicar inmediatamente a la representación diplomática o consular correspondiente, respecto de la detención o presentación voluntaria de un extranjero, en términos del artículo 269, fracción IV, del Código de Procedimientos Penales para el Distrito Federal -que coincide con el diverso 36, numeral 1, incisos b) y c), de la Convención de Viena sobre Relaciones Consulares-, pudiera constituir un acto consumado de modo irreparable, ello no ocurre si quien omite hacerlo es el órgano jurisdiccional que conocerá del asunto, pues él está en posibilidad de reparar tal falta de comunicación, al calificar la detención del indiciado, en virtud de la trascendencia del derecho de defensa de los extranjeros; por tanto, en términos del artículo 160, fracción XVII, en relación con la II, de la Ley de Amparo, al constituir la omisión del Juez una violación al procedimiento debe ordenarse su reposición a partir del acuerdo de ratificación de la detención del indiciado, para que el órgano jurisdiccional informe, sin retraso alguno, a la oficina consular competente de la detención del extranjero y, de no oponerse éste expresamente a ello, reciba asistencia de los funcionarios consulares que lo visiten, para conversar con él y organizar su defensa; sin que obste a lo anterior que por haberse dictado contra el inculpado auto de formal prisión, se actualice la causa de improcedencia prevista en el artículo 73, fracción X, de la citada ley, pues atendiendo al control de convencionalidad ex officio, este último precepto debe inaplicarse.

SÉPTIMO TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIA PENAL DEL PRIMER CIRCUITO.

Amparo directo 248/2012. 16 de agosto de 2012. Unanimidad de votos. Ponente: Jorge Fermín Rivera Quintana. Secretaria: María Nelly Vázquez Rivera.